{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

El desayuno no es solo la comida más importante del día, también es una en la que más variedades y tipos de alimentos podemos incluir. Existen muchos tipos de desayunos: continental, americano, inglés, italiano, oriental… ¿Pero cuál de ellos es el más adecuado para comenzar con energía la mañana? Lo más importante de todo es que sea un desayuno equilibrado cuya variedad de alimentos nos aporte los nutrientes esenciales y necesarios para nuestro cuerpo. Te damos las claves para aprender a disfrutar de un desayuno equilibrado… ¡Y delicioso!

Consejos para preparar un desayuno equilibrado

Consigue tiempo para desayunar. Adelanta unos minutos el despertador

Es el primer paso que debemos seguir si queremos preparar un desayuno equilibrado por las mañanas. No hablamos de que tengas que despertarte una hora antes, pero sí unos diez minutitos para que te dé tiempo a despejarte, preparar los ingredientes de tu desayuno y disfrutar de él sin ninguna prisa.

Asegúrate de incluir vitaminas en tu desayuno

¿Y dónde se encuentran éstas principalmente? ¡En las frutas! Recuerda que es recomendable tomar al día cinco porciones de fruta, verduras y hortalizas, así que podemos aprovechar el desayuno para hacerlo por la mañana. Una manera cómoda y deliciosa es incluir zumos o batidos de fruta en el desayuno, a poder ser hechos por nosotros mismos: naranja, piña, fresas, melocotón, kiwi… Intenta que tu desayuno contenga tu fruta preferida, tanto si es entera como en forma de bebida.

Al desayunar no te olvides de los hidratos de carbono

Los hidratos de carbono son una fuente de energía esencial para nuestro organismo, por lo que incluirlos en nuestro desayuno es fundamental para comenzar el día de manera activa. Las galletas, el pan, las tostadas o la avena contienen este nutriente, así que te recomendamos que incluyas alguno de estos alimentos en tu desayuno.

Fibra para acelerar el tránsito

La fibra es un nutriente que nos ayuda a la aceleración del tránsito intestinal. Tomarla por las mañanas nos ayudará a crear un desayuno equilibrado. Podemos encontrarla en el salvado de trigo, de avena, en las galletas y cereales integrales, en productos como la quinoa, en verduras, hortalizas y, por supuesto, en frutas.

Grasas insaturadas para cuidar los niveles de colesterol

Sustituir las grasas saturadas por insaturadas contribuye al correcto mantenimiento de nuestros niveles de colesterol. ¿Cómo podemos conseguirlo? Realizando pequeñas modificaciones en nuestro desayuno, como optar por la margarina antes que por la mantequilla en nuestras tostadas o aliñándolas con aceite de oliva. El origen de ambos productos es vegetal, lo que los convierte en grasas insaturadas. Los frutos secos también son una buena opción para incluirlos en esta categoría, pues contienen además vitaminas y minerales.

Proteínas para aumentar la masa muscular y huesos en condiciones normales

Las proteínas son muy importantes para nuestro organismo. Una buena manera de introducirlas en nuestro desayuno es a través de la leche, los yogures, el queso, el huevo o bien tomando algún derivado cárnico como el jamón cocido, el jamón serrano, el pavo o el pollo.

¿Tienes claro ahora qué alimentos deberían formar parte de un desayuno equilibrado? ¡Bien! Lo único que te queda entonces es prepararlo como más te gusta y disfrutarlo cada mañana. Si convertimos el hábito de desayunar cada día y hacerlo de una manera saludable, conseguiremos que nuestro cuerpo sea capaz de afrontar el día con más vitalidad. ¡Te dejamos a continuación un ejemplo de desayuno equilibrado para que lo tengas en cuenta!

Desayuno equilibrado para comenzar la mañana con fuerzas

  • Dos tostadas de pan integral con una cucharadita de aceite de oliva, medio tomate y jamón serrano
  • Un Actimel
  • Un zumo de naranja natural

*La vitamina B6 y D contribuyen al funcionamiento normal del sistema inmunitario 

¿Cómo se prepara?

TEMAS
{{freetag}}

¿Quieres publicar un comentario? Regístrate o Inicia sesión

Publicar

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder

Mónica naranjo

Los síntomas aparecen frecuentemente después de la ingesta de productos que contienen lactosa.

Responder

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder
Danone utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de analítica y mostrar contenidos acorde a tus intereses. Si continuas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.