{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad
Dificultad
{{articleDetail.image[0].alt}} {{articleDetail.image[0].alt}}
{{image.alt}} {{image.alt}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}



TEMAS
{{freetag}}

¡Hola de nuevo! Ahora toca volverse a cuidar, porque como ya sabéis, una correcta alimentación nos proporcionará salud y bienestar. Así que vamos a ver algunas recetas ligeras para volver a cuidar nuestro cuerpo en primavera.

Lo recomendable es, como ya sabéis, que en cada comida principal haya un poco de verdura cruda o cocida, un poco de farináceos tipo patata, arroz, pasta, legumbre o pan y, una ración de proteína, a partir de la carne, pescado, marisco o huevo. De todas formas, os dejo unas cuantas recetas ligeras:

  • Crema de zanahoria con yogur: perfecto entrante cargado de betacarotenos y calcio; además, ¡toda una delicia para el paladar!
  • Pollo con champiñones y salsa de yogur: no todas las salsas tienen que ser excesivamente calóricas; en este caso, la salsa que se obtiene es ligera y exquisita. ¡Probadlo!
  • Cazuela de calabacín con jamón y VitalineaPRO: este es uno de mis favoritos; hasta que no lo degustéis no lo sabréis.
  • Ensalada de pollo y manzana con vinagreta: el truco de esta delicia es la mezcla de la vinagreta de mostaza. Además, la manzana siempre le da un toque refrescante a la ensalada.
  • Wok de lentejas con setas, calamares y verduras: buena manera de aportar legumbres a nuestra alimentación. Así, este plato nos aportará una buena dosis de fibra, minerales y vitaminas y, está de rechupete.

Y de postres, lo más fácil es acudir a una pieza de fruta de temporada o a un yogur desnatado, tipo Vitalinea o Activia 0%, pero en el caso de querer preparar un postre más elaborado, aquí tenéis algunas ideas:

  • Helado de mango
  • Flan de manzana
  • Macedonia con yogur desnatado: unos gajos de mandarina, unos taquitos de manzana, unas rodajitas de plátano y unas láminas de kiwi, junto con un yogur desnatado, ¡y ya tenemos un postre dulce y delicioso!

¡Si es que cuidarse es una delicia!

¿Cómo se prepara?