{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

¿Os animáis a hacer turrón en casa para estas fiestas? ¡Prepararlos es fácil y divertido!

Cómo preparar turrones caseros

Turrón de jijona

Empezamos formando un almíbar con 200ml de miel y 30g de azúcar a fuego lento. Trituramos lo más finamente posible 200g de almendras tostadas y peladas y les añadimos una clara de huevo a punto de nieve. Ya fuera del fuego, mezclamos ambas preparaciones hasta que quede homogéneo. Dejamos reposar unos minutos y repartimos en moldes planos untados con aceite, tapando con una oblea o film. Cubrimos con un paño, colocamos un peso y dejamos reposar un par de días.

Turrón de yema

 ¡otro clásico de entre los turrones navideños! Mezclamos 80ml de agua y 220g de azúcar, con los que haremos un almíbar a fuego lento. Dejamos enfriar un poco, y luego añadimos 3 yemas de huevo batidas y 200g de almendras molidas. Ponemos de nuevo al fuego la mezcla durante un par de minutos y lo colocamos en un molde, presionando bien, y lo dejamos enfriar. ¿Cómo lo veis? No es difícil, ¿verdad? Ya sólo nos quedará poner azúcar por encima y quemarlo.

Turrón de nata y nueces

Ponemos en un cazo 60g de nata para montar, 150g de azúcar y 12g de leche en polvo. Movemos bien a fuego lento hasta tener un almíbar espeso (ya veis que casi todos los turrones empiezan por ahí, por hacer un almíbar). Cuando lo hayamos retirado del fuego, incorporamos 150g de almendra molida y 50g de nueces troceadas. Ponemos la mezcla en un recipiente rectangular forrado con papel vegetal. Apretamos bien para que no quede ningún hueco, esto lo podemos hacer con las manos bien limpias toda la familia ¡es súper divertido! Cuando haya reposado unas cuantas horas, cubrimos la parte superior del turrón con chocolate fondant. Una vez la cobertura de chocolate quede dura y fría, nada más, ¡estará a punto para degustarlo en buena compañía!

Turrón de chocolate con arroz inflado

¡a los niños les encanta! Para prepararlo, empezamos derritiendo 100g de manteca de cerdo en un cazo, a la que añadiremos 300g de chocolate con leche y 250g de chocolate negro, ambos chocolates bien picados. Lo mantenemos en el fuego hasta que el chocolate esté derretido y tengamos una mezcla homogénea. Una vez retirado del fuego, le ponemos 80g de arroz inflado, lo colocamos en un molde y dejamos enfriar en la nevera hasta que el chocolate quede duro. Un turrón muy apreciado entre los pequeños que, ya habéis visto, ¡es bien fácil de hacer en nuestra propia casa!

Turrón de mazapán

preparamos un almíbar a fuego lento con 250g de azúcar glas, la piel rallada de un limón y 80ml de agua. Se incorporan 250g de almendra molida y se mezcla bien para que quede homogéneo. Se decora con nueces o piñones, se pinta con huevo y se hornea unos minutos para conseguir un efecto dorado. Y os propongo una idea para hacerlo de forma un poco más original: sobre una bandeja de horno forrada con papel, podemos extender una capa de mazapán, encima ponerle fruta confitada y luego otra capa de mazapán. ¿Qué os parece?

Turrón de coco

¡Muy sencillo! Mezclamos en un cazo grande una taza de coco rallado, dos tazas de azúcar, vainilla en polvo, media taza de leche, un poco de sal y 10g de mantequilla. Lo llevamos al fuego suave, removiendo para evitar que se pegue. Cuando empiece a espesar, reducimos el fuego, lo extendemos sobre una placa untada en aceite y lo cortamos a cuadrados. ¿Cómo la veis? Si queréis que quede todavía más rico, lo podemos cubrir con chocolate fundido.

 ¿Cuál preferís? ¿Qué turrón es vuestro preferido? ¡Animaos a hacer vuestro propio turrón casero, con el que pasaréis la Navidad más saludable y divertida en familia!

¿Cómo se prepara?

TEMAS
{{freetag}}

¿Quieres publicar un comentario? Regístrate o Inicia sesión

Publicar

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder

Mónica naranjo

Los síntomas aparecen frecuentemente después de la ingesta de productos que contienen lactosa.

Responder

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder
Danone utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de analítica y mostrar contenidos acorde a tus intereses. Si continuas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.