{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad
Dificultad
{{articleDetail.image[0].alt}} {{articleDetail.image[0].alt}}
{{image.alt}} {{image.alt}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}



TEMAS
{{freetag}}

La práctica regular de ejercicio físico mantiene la elasticidad de los músculos, mejora la coordinación y movilidad, contribuye a la quema de calorías y tiene efectos psicológicos beneficiosos.

Si has realizado un ejercicio de alta intensidad, cuando llegue el momento de ejercitar tu flexibilidad debes ir con cuidado, ya que si has entrenado duro el riesgo de que se provoque una lesión muscular es mayor.

Recuerda tomar mucho agua, mínimo dos litros al día, y consume diariamente proteínas, alimentos ricos en calcio, frutas y verduras. ¡Conviértelo en tu rutina!

¿Cómo se prepara?