{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

Hacer ejercicio al aire libre es una de las mejores cosas que nos trae el verano. La playa se puede convertir en el escenario perfecto donde practicar nuestra rutina de ejercicios: el agua del mar y la arena son dos elementos claves para fortalecer los músculos, especialmente los de las piernas. Además, la temperatura del agua, generalmente fría, nos puede ayudar también a favorecer la circulación y a refrescarnos siempre que lo necesitemos. ¿Quieres mantener unas piernas firmes este verano? ¡Con estos ejercicios puedes!

8 ejercicios para tonificar piernas en la playa

Caminar

En vez de pasar las horas tumbados en la toalla intentando conseguir el bronceado perfecto, podemos dedicar unos minutos a recorrer la playa andando. Es un ejercicio muy sencillo pero también muy eficaz, ya que fortaleceremos las piernas sin apenas darnos cuenta. Si lo hacemos acompañados, ¡se nos pasará el tiempo volando!

Running

Otro de los ejercicios que no pueden faltar si vamos a la playa es el running. Para practicarlo te recomendamos que lo hagas a primera hora de la mañana o a última de la tarde para evitar las altas temperaturas. Aunque corramos por la arena de la playa, es importante hacerlo con unas buenas zapatillas de deporte para garantizar una pisada segura. El desnivel de la arena hará que nuestras piernas se enfrenten a una mayor resistencia durante el entrenamiento, algo que nos ayudará a tonificarlas.

Burpees

Para realizar este ejercicio tenemos que colocarnos de pie en la arena, con los pies separados a la altura de los hombros y las puntas ligeramente hacia afuera. Comenzamos flexionando las rodillas y tumbándonos en el suelo con las piernas estiradas y los brazos flexionados. Los extendemos, juntamos rápidamente las piernas mediante un salto y por último nos incorporamos y culminamos el ejercicio con un potente salto en el que chocaremos ambas manos por encima de la cabeza.

Volleyball

Se trata de uno de los deportes estrella del verano. Es una manera divertida y eficaz de trabajar las piernas, ya que debemos desplazarnos velozmente por la arena y saltar para golpear el balón. Además de las piernas, también trabajaremos los bíceps y los antebrazos, por lo que es un ejercicio completo e ideal.

Jumping Jacks acuáticos

A pesar de la sencillez de este ejercicio, comprobarás que no es lo mismo realizarlo sobre tierra firme que en el agua. En el segundo caso requiere de mucha más resistencia, por lo que es ideal para lograr unas piernas firmes y tonificadas. Una vez que nos hemos metido en el agua y hemos comprobado que hacemos pie, nos colocamos erguidos y con las piernas juntas. Hacemos fuerza, cogemos impulso y saltamos separando las piernas y dando una palmada por encima de la cabeza. Volvemos a la posición de inicio y repetimos.

Fútbol

Siempre es una buena actividad tanto para pasar un rato divertido con amigos como para ejercitar el cuerpo. La diferencia reside en que jugando al fútbol sobre la arena de la playa conseguiremos trabajar las piernas mucho más, ya que el terreno no es llano y presenta desniveles que requieren de nuestro esfuerzo y equilibrio para mantener el ritmo. ¡Anímate a echar un partido en la playa!

Palas

¡No hay verano sin ellas! Las palas se han convertido en el entretenimiento estrella de los días de playa pero, ¿sabías que además de divertirte también puedes tonificar las piernas con ellas? Es un ejercicio de baja intensidad pero que requiere un esfuerzo físico: tendremos que correr para llegar a tiempo y golpear la pelota, andar cuando ésta se nos escape, agacharnos a por ella… Estos pequeños gestos nos ayudan también a tonificar las extremidades.

Nadar

Sin duda uno de los ejercicios más completos que existen, ya que trabajamos brazos, abdomen y piernas. El mar es el lugar perfecto para hacerlo: la temperatura del agua favorece nuestra circulación y las corrientes marinas nos añaden un punto extra de resistencia.

¿Cómo se prepara?

TEMAS
{{freetag}}

¿Quieres publicar un comentario? Regístrate o Inicia sesión

Publicar

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder

Mónica naranjo

Los síntomas aparecen frecuentemente después de la ingesta de productos que contienen lactosa.

Responder

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder
Danone utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de analítica y mostrar contenidos acorde a tus intereses. Si continuas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.