{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

Con algunas ideas y un poco de destreza se puede conseguir una habitación bonita, personal y que sea  estimulante para el bebé, sobre todo para despertarle los sentidos.

Esa zona de la casa se convertirá en su rincón, su espacio y también el tuyo, donde podréis tanto jugar como relajaros. La habitación del bebé será un lugar donde se puede dar el pecho o el biberón, cambiar el pañal y, en definitiva, dar todos los cuidados que el pequeño necesita. Por ello, es buena idea colocar una mecedora o una silla bien cómoda en la habitación del peque, donde mamá o papá puedan acunarle cuando lo necesiten.

Para decorar la habitación del bebé hay que organizarse y determinar si cuando crezca le cambiaréis los muebles o si dejaréis los que tiene, ya que, por ejemplo, hay cunitas que se transforman en cama. En el caso de los tiradores de los muebles (de cajones o puertas del armario), se pueden cambiar a medida que el bebé crece. Descubrirás que hay modelos infantiles muy bonitos.

También puedes optar por colocar en las paredes vinilos de vivos colores. Los hay muy divertidos y el vinilo es muy fácil de manejar. En el caso de que quieras aprovechar los muebles para cuando sea más mayor, puedes optar por colores fáciles de combinar, como por ejemplo el color blanco, de esta manera puedes ir adaptando los vinilos para decorar los muebles y las manetas a medida que el niño crece.

Un objeto que le gustará al pequeñín en su habitación es un espejo, esto hará que el bebé cuando se vea reflejado centre su mirada en él y se ría. De bebé no se reconocerá todavía, pero le resultará muy divertido ver a ese “otro” bebé que le mira fijamente. Con el tiempo se reconocerá y le gustará mirarse.

En el suelo podéis poner una alfombra suave y de colores para cuando el pequeño comience a  gatear. No os olvidéis colgar estanterías divertidas de colores en las paredes para colocar cuentos o juguetes que le darán a la habitación un toque infantil y divertido.

Por último, cuando el bebé crezca necesitará un rincón donde estimular su parte más creativa. Hoy en día hay muchas posibilidades en este sentido. Algunos ejemplos son pintar un trozo de pared transformándola en pizarra, colocar una pizarra donde pueda pintar con libertad, dejar un espacio donde pueda colgar sus creaciones, etc.  Ideas hay muchas, solo hace falta centrarse en aquello que os gusta para vuestro bebé y un poco de imaginación. ¿Qué consejos o ideas añadiríais para decorar la habitación del bebé?

¿Cómo se prepara?

TEMAS
{{freetag}}

¿Quieres publicar un comentario? Regístrate o Inicia sesión

Publicar

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder

Mónica naranjo

Los síntomas aparecen frecuentemente después de la ingesta de productos que contienen lactosa.

Responder

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder
Danone utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de analítica y mostrar contenidos acorde a tus intereses. Si continuas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.