{{articleDetail.tags[0]}}

{{articleDetail.title}}

Dificultad

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

TEMAS
{{freetag}}

{{articleCapitalLetter()}}

TEMAS
{{freetag}}

Ingredientes

  • {{ingredient.ingredient}} {{ingredient.quantity}} {{ingredient.unit}}

Siempre que tenemos que hacer un regalo a un bebé nos asaltan las dudas. Primero porque generalmente los papás o los familiares más cercanos se han preocupado de regalar los complementos más esenciales para el cuidado de un bebé: cunita, cambiador, un vigila bebés, un móvil para la cuna, hamaquita, trona, coche de paseo, etc. Segundo porque dudamos entre hacer un regalo práctico y que suponga una ayuda a los padres o un regalo dirigido al entretenimiento del bebé, o sea un juguete, un peluche, una mantita de actividades, un piano cuna para que el bebé le de pataditas, etc.


Así pues, lo primero es decidir en qué dirección realizar el regalo, cuánto dinero nos queremos gastar y si hay posibilidad de acordar con más familiares o amigos hacer un regalo de mayor envergadura. Una idea muy interesante, que además se le podría regalar a la mamá antes incluso de que acabe el embarazo, es una mecedora. Este no es un regalo pequeño, ni barato, pero se podría asegurar que una mecedora es uno de los lugares donde las mamis van a pasar mucho tiempo alimentando a sus pequeños, cantándoles nanas, meciéndoles, etc. Una mecedora fortalece el vínculo con el bebé y favorece la lactancia materna. Es uno de esos regalos que después de los primeros años de vida del bebé se seguirá usando para leer o descansar.


Otras ideas para regalar, pensando en la economía de los papás y en ayudarles a superar los primeros meses del bebé, son los pañales. Hay quien regala un enorme pastel formado por pañales, esto depende del presupuesto, ya que presentarlos de esta manera es bonito, pero caro. Sin embargo, unos cuántos paquetes, sin necesidad de gastarse un dineral en la presentación, puede ayudar mucho a los padres y a la economía del hogar.


Por otro lado, teniendo en cuenta que los primeros cuidados del bebé suelen estar cubiertos, podemos regalar una silla de seguridad para el coche. No hace  falta que sea la de la primera etapa (porque es bastante probable que los padres ya la hayan adquirido), sino la siguiente. Pensando en el gasto que supondrá para los padres cambiar la silla de coche en el futuro se puede regalar una que por ejemplo sea del Grupo 2 (hasta los 6 años) o del Grupo 3 (hasta los 12 años aproximadamente).


Un último recurso que puede funcionar muy bien es regalar una tarjeta regalo de algún centro comercial, de manera que los padres puedan utilizarlo en comprar lo que consideren que más necesitan para su pequeño. Quien realiza este regalo puede quedarse con la sensación de que no haya regalado nada, ya que no entregará un paquete con un bonito lazo, pero es una buena manera de ayudar y dar con el regalo más acertado.


Fuente | kittylipy.com

¿Cómo se prepara?

TEMAS
{{freetag}}

¿Quieres publicar un comentario? Regístrate o Inicia sesión

Publicar

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder

Mónica naranjo

Los síntomas aparecen frecuentemente después de la ingesta de productos que contienen lactosa.

Responder

Marta Sánchez

El cuerpo humano está compuesto por un 60% de agua, 18% de proteínas, 6% de minerales y aproximadamente 16% de grasa - esto significa que la proteína es el segundo nutriente más importande de nuestro cuerpo (después del agua).

Responder
Danone utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación, realizar tareas de analítica y mostrar contenidos acorde a tus intereses. Si continuas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.